Arcanos del Tarot: El Colgado


Otra carta para la sección de “Arcanos del Tarot“, en la entrada de hoy hablaremos del Colgado, una carta principalmente negativa pero que tiene su punto de luz.

Carta 12: El Colgado

Arcano el ColgadoEn la carta del Colgado, vemos a un hombre colgado de un pie, boca abajo y con las manos a la espalda. No sabemos si tiene las manos atadas o no, lo que nos deja en la duda de su situación real, pero sí vemos que uno de los pies lo tiene libre, indicando que aunque no lo parezca, realmente no está del todo atado. Pese a ser una carta que parece decirnos que no hay nada que hacer, si nos fijamos en su cabeza hay un halo de luz, lo cual nos está indicando que su mente está en funcionamiento.

Este colgado mira el mundo desde otra perspectiva: boca abajo, y puede descubrir cosas que de otra manera no se verían.

El Ermitaño es la carta de las situaciones que no avanzan ni evolucionan, del ESTANCAMIENTO y los BLOQUEOS. También nos habla de SACRIFICIO, a veces impuesto, a veces buscando. Pero también nos habla de mirar las cosas desde otro ángulo, buscando un nuevo PUNTO DE VISTA.

En el tema personal, representa a una persona altruista y sacrificada, paciente y reflexiva, con ideales. Pero también nos habla de una persona pasiva o bloqueada. En ocasiones nos habla de una persona muy atada, por ejemplo, a la familia, a su pareja, a su trabajo, etc. Nos puede indicar una persona o situación estancada, o que se ha parado antes de avanzar o de saber cómo avanzar.

En la salud esta carta es la carta de la convalecencia, de una baja o una enfermedad que obliga a guardar reposo absoluto. También indica una falta de mejoría. Acompañada de la Luna nos puede hablar de una enfermedad relacionada con trombos, bloqueos, calcificaciones, o más en general relacionada con los pies.

En la economía nos habla de una época en la que será necesario “apretarse el cinturón” y hacer algunos sacrificios. Obviamente nos habla de retrasos en cobros o de bloqueos en las cuentas.

En el plano sentimental nos estará indicando una persona que se sacrifica por su relación, por amor, renunciando a cosas por la felicidad de la otra persona. También nos puede indicar una falta de evolución o estancamiento en la relación. Si la persona no tiene pareja puede indicarnos que está bien solo o un amor platónico (según las cartas que la acompañen) o no correspondido (está ‘colgado’ de…). Indica soltería.

En cuanto al trabajo, habla de una persona sacrificada por su trabajo, con entrega total. También, más en general, habla de que no es momento para cambios o que el trabajo está estancado y sin progresos. Dependiendo de las cartas junto a ésta, puede hablar de una baja laboral. Si no se tiene trabajo, esta carta puede indicar que no se está buscando por pereza, o que la persona está esperando una respuesta sin hacer nada más. Esta carta no es favorable para la búsqueda de trabajo. Indica que tal vez haya que plantearse otras opciones.

El consejo que nos da: Mira las cosas desde otro punto de vista. Sacrifícate por tu objetivo. No hagas nada, mantente a la espera.

Grupo de Estudio de Tarot

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *